Este verano… ¡ no escondas las piernas! te enseñamos los trucos para prevenir las varices en el cuerpo.

La pared de los capilares sanguíneos es frágil. Está formada por una sola capa de células endoteliales y una membrana basal externa. Esto es así para asegurar el intercambio de sustancias entre la sangre y las células del organismo. Las dilataciones de estos pequeños vasos sanguíneos más cercanos a la superficie de la piel producen arañas venosas o telangiectasias.

PREVENIR LAS VARICES DE FORMA EFECTIVA

Principios activos como flavonoides, bioflavonoides, glucósidos y diosmina refuerzan las paredes de estos pequeños vasos. Y, ¿dónde los encontramos? En frutos cítricos. Hasta la parte blanca que hay bajo la cáscara es rica en hesperidina, con acción sobre la circulación sanguínea.

Las antocianidinas y sus precursores (proantocianidinas) son flavonoides protectores de las paredes capilares y están presentes en frutos rojos, bayas de color azulado o púrpura, como el arándano, frambuesa, moras o cerezas. Favorecen la síntesis de colágeno y refuerzan la estructura del tejido conectivo, mejorando las paredes las paredes de los vasos sanguíneos. Su uso está aconsejado en caso de varices, problemas ciruclatorios, hemorroides, edemas… Tradicionalmente también se utilizan como protectores de la paredes de la vejiga y tracto urinario en caso de cistitis recurrente. Aunque no es éste su único efecto: mejoran la permeabilidad de pequeños vasos sanguíneos.

También se recomienda utilizar medias de compresión, ya que:

  • Dan soporte a las paredes de los vasos sanguíneos y mejoran el drenaje linfático.
  • Aprietan suavemente las piernas para que la sangre circule hacia arriba y por eso favorecen el retorno venoso.
  • Evitan que se formen coágulos o trombos.
  • Alivian el dolor y la sensación de pesadez e hinchazón.

Y recuerda, protección solar SIEMPRE. Para evitar que la piel que cubre estas arañas venosas se pigmente.

Disfruta del verano sin pagar un alto precio por ello y previniendo las varices de forma efectiva.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *